Códigos de estado HTTP, ¿qué son?

error 404 not found

Hoy en día las empresas necesitan soluciones y no problemas. El medio digital se ha convertido en una oportunidad de negocio para algunos, pero también una asignatura pendiente para otros. Muchas compañías están especializadas en un tipo de trabajo específico, en el que destacan sobre el resto. Sin embargo, su presencia online contradice esta afirmación. Hablamos de empresas con páginas web poco intuitivas, no adaptadas a formatos móviles o con un mal posicionamiento en buscadores. En general, una mala experiencia de usuario.

¿Qué son los status code?

http status code

Para comprender qué es lo que hay más allá de una página web, es importante saber cómo funciona. A la hora de hacer una web óptima influyen tanto los aspectos propios de su creación como los aspectos externos, es decir, cómo han accedido los usuarios a ella. Para estudiar de forma profunda el comportamiento del usuario, los códigos de estatus pueden resultar muy útiles.

Hablamos de una serie de códigos y números que identifican diferentes situaciones, también conocidas como status. Esto significa que podemos saber en qué estado se encuentra nuestro navegador o en qué estado está el navegador de un usuario en nuestra web. Por ejemplo, podemos ver si está en línea o si su conexión es intermitente por algún motivo. La innovación en el sector está haciendo que cada vez se pueda conocer más de forma consensuada sobre la conexión y la intercomunicación de los usuarios y las web.

Esto aporta información vital para la UX o User Experience, la nueva ciencia que estudia las sensaciones y opiniones que tienen los usuarios al interactuar con un elemento, en este caso una web. Si esta web tiene un tiempo de carga excesivo, es probable que la puntuación en cuanto a experiencia de usuario baje.

Veamos qué tipos de códigos podemos encontrar:

Errores 5XX

error 500

Por un lado, están los códigos que empiezan por 5, que hacen referencia a un fallo por parte del servidor, es decir, el proveedor de la conexión y la estructura de la web. Dentro de esta categoría también encontramos diferentes variantes. Para empezar, el código 500 hace referencia a condiciones inesperadas que impiden ejecutar una orden, mientras que el 501 apela a una funcionalidad incompatible con el servidor a la hora de tramitar una solicitud. A medida que avanzamos en este tipo de cifras, encontramos el error 502, muy común también. Este se relaciona con una respuesta inválida de un servidor que actuaba como puerta de enlace. Este tipo de cuestiones técnicas son algo sencillo de tratar para un especialista informático. También son muy comunes los errores 503 y 504, con utilidades muy distintas.

Errores 4XX

error 400

Luego tenemos los errores de tres cifras que empiezan por 4, que habitualmente se vinculan a errores cometidos por el usuario, es decir, el cliente que navega en la página web en cuestión. El primero es uno de los más comunes y se identifica con el número 400. Es el llamado bad request, que hace referencia a una solicitud que el servidor no ha podido interpretar, debido a una sintaxis errónea. También esta petición puede ser no autorizada, como en el error 401. Este hace referencia a los casos en los que una respuesta necesita de la autoidentificación del usuario. En este ámbito encontramos los casos en los que el usuario es incapaz de aportar dicha validación. También el servidor puede negarse a aceptar la petición, como en el error 403. Otro motivo puede ser el 405, que menciona que el método de solicitud empleado no es válido. También puede anularse dicha solicitud si el usuario o su equipo tardan demasiado tiempo en formalizarla, como en el error 408.

El error 404 Not Found es uno de los errores más comunes que se encuentran en internet y hace referencia a una búsqueda para la cual el servidor no tiene ninguna respuesta. Puede ser que la página que buscamos no exista, esté mal redactada o que nuestra búsqueda sea demasiado específica. Profundizaremos en este error en el siguiente apartado.

Cómo solventar errores 4xx y 5xx

Disponer de un departamento dentro del equipo puede ser complicado, sobre todo en el caso de pequeñas compañías cuyo negocio no tiene su núcleo en el ámbito online. Sin embargo, es necesario examinar regularmente ecommerces y páginas web para detectar errores que provoquen problemas de indexación y de UX en la página.

  • Para solucionar errores 5xx, es aconsejable realizar un análisis de logs para obtener información adicional del por qué se están generando. En muchas ocasiones, estos errores surgen como resultado de una mala configuración del servidor o, incluso, como consecuencia de alguno de los últimos cambios web realizados (como puede ser la mala actualización de un plugin o el cambio de alguna funcionalidad de la página).
  • Los errores 4xx más habituales son los 404 y, en ocasiones, pueden ser provocados por un comportamiento lógico si se ha eliminado contenido en la web que no va a volver. Sin embargo, es común encontrar en la página contenido similar al eliminado, al cual poder dirigir a los usuarios para facilitar la navegación. Por ello, en casos como este es importante realizar una redirección a través del archivo .htaccess.

En ambos casos, a través de la utilización de herramientas de crawleo web que simulan cómo visualiza Google la página y qué bloqueos se encuentra para hacerlo, podemos detectar el estado http de las URL que componen cualquier página web. Este trabajo es habitual que lo realicen especialistas en posicionamiento SEO, pero que técnicamente resolverá el equipo IT o informático de la empresa. Y, si no contamos internamente con este departamento, hoy en día es posible contratar a un desarrollador web freelance que analice la salud del sitio web y solvente los errores según cuál sea su naturaleza. Asimismo, contar con una comunicación fluida con el proveedor de alojamiento web es algo imprescindible para poder solventar ciertos errores de forma ágil, así como para tener alerta de cualquier problema de servidor que puede provocar una sobrecarga o caída de la página web.

Cómo optimizar la página de error 404

error 404 optimizada

La página de error 404 es más común de lo que parece dentro de las webs. A menudo ocurre cuando se está preparando una pestaña en concreto pero aún no está lista. Así, los usuarios pueden pinchar en enlaces o escribir peticiones muy concretas que no llevan a ningún sitio. Una forma de optimizar esta página de error es personalizarla de alguna manera, de forma que no parezca un error informático tan grave. Algunas compañías ya implementan soluciones informáticas que hacen que esta página aporte soluciones.

Hablamos, por ejemplo, de pequeños apartados de Q&A (Preguntas y Respuestas) en los que se mencionan los casos más frecuentes que han podido llevar al usuario a dicho limbo digital. Las compañías que no optimizan esta página de error o no prevén los errores por adelantado pueden ser vistas como ineptas a nivel digital.

Es importante contar con especialistas que puedan sacar la mejor versión de una empresa o profesional independiente en internet. Optimizar los códigos HTTP es solo uno de los motivos por los que sus servicios son esenciales.

from Linux Adictos https://ift.tt/3r8pMGJ
via IFTTT