La Tierra, con campo de fuerza como en ‘Star Trek’