Qué es una custom ROM, cómo instalarla y cómo quitarla

Qué es una custom ROM, cómo instalarla y cómo quitarla

Si bien ha habido algunas iniciativas por parte de algunos fabricantes, lo normal sigue siendo que un móvil Android reciba actualizaciones por dos años. Después, queda más o menos abandonado a su suerte. Cuando el sistema se queda algo anticuado, siempre queda la oportunidad de darle una nueva vida con una ROM.

Ahora bien, ¿qué es una custom ROM? Veremos aquí en qué se diferencian del sistema que ya viene en el móvil, qué ventajas tienen, el proceso habitual que debes llevar a cabo para instalarlas y, si te arrepientes, cómo la puedes desinstalar para dejar el móvil como estaba.


Qué es una custom ROM

{“videoId”:”x83h4rt”,”autoplay”:true,”title”:”¡PERSONALIZA tu ANDROID al MÁXIMO de forma SENCILLA!”}

La definición de custom ROM está más o menos implícita en su nombre. Si bien ROM son las siglas de Read Only Memory, en este contexto se refiere al sistema que viene instalado en el móvil. Una custom ROM no es ni más ni menos que eso mismo, pero personalizado. Es el software del sistema que no es el que venía con el móvil, sino que ha sido modificado o creado desde cero por la comunidad de usuarios.

En palabras llanas, una Custom ROM es un sistema operativo para el móvil distinto al oficial, a veces modificado sobre el firmware oficial o basado en AOSP, la versión de código abierto de Android.

Una custom ROM es un sistema operativo para el móvil distinta a la oficial que viene en el móvil

Por ejemplo, un móvil Samsung viene con One UI, con sus peculiaridades para bien o para mal. La comunidad de usuarios puede haber creado distintas ROM que traigan una experiencia de stock (sin cosas de Samsung) al móvil, que prescinda de todos los servicios y aplicaciones de Google, que incluya únicamente aplicaciones de código abierto o que introduzca novedades de modelos de Samsung más recientes que no han llegado a ese móvil. Las posibilidades son casi ilimitadas.

Teniendo en cuenta que rara vez los móviles reciben más de dos actualizaciones de Android, las ROM llegan al rescate para llevar nuevas versiones de Android a móviles que ya no son actualizados. Por ejemplo, LineageOS 17.1 llevaba Android 10 a la Nexus 7 de 2013. Esta es una de las grandes ventajas de las ROM, aunque no la única:

  • Actualizar el móvil extraoficialmente: Cuando el fabricante no proporciona más actualizaciones de Android, es posible que exista una ROM que incluya una versión más reciente de Android.

  • Novedades de móviles similares: Un recurso habitual de las ROM es copiar y pegar cosas de otros terminales. Es común, por ejemplo, que una ROM lleve novedades de un móvil reciente a móviles similares de la misma marca que se lanzaron antes y no han sido actualizados.

  • Adiós, bloatware: Todavía hoy en día algunos móviles incluyen demasiadas aplicaciones y servicios preinstalados. Algunas ROM se centran en eliminar todo lo extra, teniendo como resultado un móvil más ágil.

  • Experiencia de stock: Especialmente populares en los móviles con capas algo recargadas, las ROM de stock te traen una experiencia similar a las de Android One para este tipo de móviles.

  • Más opciones: Algunas ROM no te dan menos, sino más. Más opciones de personalización y más funciones avanzadas que no estaban en el firmware original.

  • Más privacidad: Algunas ROM se centran en erradicar todo rastro de Google en el sistema o en incorporar de serie mayores protecciones de privacidad y seguridad. También las hay centradas en ser totalmente de código abierto.

Por supuesto, no todo son ventajas y también pueden ocurrir problemas, por lo que nunca se recomienda empezar a flashear sin control a no ser que tengas experiencia. Las ROM llegan sin garantía alguna, de modo que deberás solucionar por ti mismo cualquier problema que le suceda a tu móvil en el proceso.

  • Riesgo de brickeado. El riesgo de que algo vaya mal durante el proceso y el móvil se reinicie en bucle o se quede inservible siempre está ahí. Recuperarlos es posible en muchos casos, pero requerirá de paciencia y ensayo y error.

  • Errores conocidos. Algunas ROM son más estables que otras, pero con frecuencia se citan una serie de errores conocidos que se debe consultar antes de instalar. Estos errores pueden ir desde que no funcione la cámara a que no vaya el Bluetooth y cualquier otra cosa entre medias.

  • Peor rendimiento en las cámaras. El talón de Aquiles de las ROM es con frecuencia la aplicación de la cámara, que no suele estar tan bien optimizada para sacarle todo el partido como la aplicación original (a no ser que se mantenga en la ROM)

  • Es necesario reinstalar de cero. Salvo milagro, instalar una ROM implica empezar de cero, por lo cual perderás todas las aplicaciones y datos del móvil. Si más tarde te arrepientes, volverás a perderlos al cambiar a otra ROM o volver a la experiencia de stock.

  • El soporte puede desaparecer. No suele ser un gran problema con grandes proyectos como LineageOS, pero otras ROM creadas más “en casa” por desarrolladores entusiastas pueden dejar de recibir actualizaciones -y correcciones- tan pronto como su creador no tenga ya tiempo para ello o vea que la ROM no hay mucho interés en su trabajo.

Cómo se instala una ROM en un móvil Android

Romz

Instalar una ROM no es tan fácil como instalar una aplicación en el móvil, pues los móviles Android incluyen ciertas protecciones para hacerlo un poco más difícil o, en algunos casos, imposible. No hay un modo universal de instalar una ROM en un móvil Android, así que es muy importante leer con detenimiento las instrucciones de instalación del proyecto.

Dicho sea esto, hay una serie de pasos comunes que nos sirven como guía sobre lo que puede ser necesario a la hora de instalar una ROM en un móvil Android. Recuerda que la palabra final depende de las instrucciones de la ROM y el móvil concreto:

  • Primero, el root. En muchos casos, necesitas acceso root. Se dice rápido, pero rootear un móvil es un mundo, y deberás buscar cómo se hace en tu móvil concreto. Normalmente, no te costará mucho encontrarlo en los foros de XDA.

  • Desbloquea el bootloader. El bootloader es lo primero que se carga en el móvil y en algunos móviles está bloqueado para que el usuario no meta sus manos en el sistema. Si tienes el bootloader desbloqueado, no necesitas hacer nada, pero en caso contrario seguramente lo necesites desbloquear. Una vez más, el proceso varía, pues algunos fabricantes te permiten hacerlo fácilmente, mientras que otros no.

  • Instala un Modo recovery. El Modo Recovery es una especie de menú de emergencia en el que puedes hacer y deshacer ajustes en el sistema, antes de que se cargue el sistema. Android trae el suyo, pero está bastante limitado. Para instalar una ROM lo normal es recurrir a TWRP, CWM Recovery y similares.

  • Descarga una ROM y cópiala al móvil. Después toca descargar el archivo o archivos de la ROM de por sí y guardarlo en alguna carpeta de tu móvil, descomprimido.

  • Instala la ROM desde el modo recovery. Siempre y cuando no te importen los datos en tu móvil -pues es posible que se borren- el siguiente paso es usar el modo recovery que instalaste antes para ejecutar la instalación de la ROM. Ésta generalmente primero borrará toda la partición del sistema (y quizá de datos), y después la reemplazará con la nueva. Lee y sigue con atención las instrucciones oficiales.

  • Reinicia el móvil. El último paso es reiniciar el móvil y esperar a que arranque. El primer reinicio tarda más, así que no te pongas nervioso si parece que nunca termina. Si todo ha ido bien, tendrás tu nueva experiencia pronto.

Dónde encontrar una ROM para tu móvil

Carbonrom

CarbonRom

En las ROM de Android hay mucha cultura del remix, de modo que muchas son refritos de otras o que toman prestado esto y aquello de otros proyectos. No obstante, hay algunos grandes proyectos cuyas ROM terminan siendo portadas a un buen número de dispositivos. Éstas son las ROM de mayor renombre:

  • LineageOS. Primero se llamó CyanogenMod, después renació como LineageOS y ahora ha vuelto con fuerza, actualizándose con frecuencia y con una lista de móviles compatibles que no para de crecer.

  • Paranoid Android. Después de un período de silencio, Paranoid Android se ha reactivó con una versión basada en Android Pie disponible para un puñado de móviles y a la que siguió la versión de Android 10. Puedes ver la lista de móviles compatibles aquí, aunque muchos de ellos siguen con versiones antiguas.

  • SlimRoms. No se actualiza desde hace ya unos años, pero puede seguir siendo una buena opción para terminales antiguos. Esta ROM está basada en AOSP y se centra en la ligereza. En su página web tienes los modelos compatibles.

  • Resurrection Remix. Resurrection Remix es una de las ROM más veteranas y básicamente intenta incluir cuantas más funciones sea posible. Aquí encontrarás las descargas y modelos compatibles.

  • AOSP Extended. Es como AOSP (Android a partir de su código fuente sin modificaciones), pero mejor, con nuevas funciones y más opciones de personalización. En su página web tienes los enlaces de descarga y modelos compatibles.

  • CarbonROM. Todavía muy activa, con builds semanales, es una de las ROM más estables ahí fuera, con un montón de opciones de personalización. Puedes consultar los modelos compatibles aquí.

  • OmniROM. Otra ROM muy popular con versiones para una gran cantidad de disposiivos, OmniROM sigue en activo, con la versión basada en Android 11 ya lista. Puedes ver la lista de móviles compatibles en su web.

La página web de la ROM es un buen punto de partida, aunque teniendo en cuenta que el proceso para instalar una ROM cuenta con varias partes móviles, lo mejor es que uses los foros de XDA para encontrar los enlaces e instrucciones de descarga específicas para tu móvil. Cada dispositivo tiene un foro concreto dedicado a desarrollo, donde se publican las distintas ROM disponibles y sus instrucciones de instalación.

Esto es importante pues en ocasiones la ROM para tu móvil no es un build oficial, sino que ha sido modificado por una tercera persona, por lo que podría tener requisitos especiales en su instalación o problemas que no están en la versión oficial.

Cómo se quita una custom ROM

Wipe

¿Has probado a instalar una custom ROM y no te ha gustado? Entonces siempre puedes volver a la versión oficial, aunque esto puede ser más o menos complicado, según cuánto hayas cambiado en el móvil. Por ejemplo, si instalaste un Kernel distinto, puedes necesitar volver al Kernel oficial antes de instalar de nuevo el firmware de stock.

Por desgracia, el proceso no es único, sino que depende de nuevo de cada móvil. Algunos móviles tienen software de apoyo, como es el caso de Smart Switch en Samsung o HiSuite de Huawei, que pueden ayudarte a descargar e instalar el último firmware oficial sin demasiada complicación. En otros casos, deberás volver sobre tus pasos para dejarlo todo como estaba.

De nuevo, los foros de XDA te ayudarán a encontrar el método más sencillo de volver al firmware del móvil. Es un tema básico que sin duda estará cubierto en el foro del dispositivo, y que con frecuencia implicará descargar el firmware y flashearlo, ya sea conectando el móvil a un PC o desde el modo recovery.


La noticia

Qué es una custom ROM, cómo instalarla y cómo quitarla

fue publicada originalmente en

Xataka Android

por
Iván Ramírez

.

from Xataka Android https://ift.tt/3B2IMZ6
via IFTTT