Hallan el origen de compleja forma de vida entre dos organismos